logotipo EVA Magazine

CONTÁCTANOS

CÓMO HACER QUE TU ESMALTE DE UÑAS DURE MÁS TIEMPO

¿Estás cansada de ponerte esmalte de uñas para darte cuenta al día siguiente de que se está descascarando y pelando? El secreto reside en la manera en que preparas y pintas tus uñas, así como en su cuidado después de pintadas. Aunque aplicar una capa transparente sobre tu esmalte ofrecerá algo de protección, si no tienes tiempo - o simplemente no quieres ponerte la capa - hay cosas que todavía puedes hacer para hacer que tu pintura dure más tiempo.

 

Comienza con una hoja en blanco

 

Puedes verte tentada a aplicarte ese esmalte rojo oscuro justo sobre ese tono rosa pálido que ya tienes en las uñas, pero no lo hagas. Tus uñas necesitan estar perfectamente limpias para darle al esmalte una buena base a la cuál adherirse. Frota cada uña con una bola de algodón remojada con quitaesmaltes y saca el esmalte viejo, incluso si sólo es transparente. Si no tienes esmalte en las uñas, de todas formas frota cada una con quitaesmaltes, para sacar los aceites, polvo y otras suciedades que puedan estar acumuladas en la superficie.

 

Ponte una base

 

Si no quieres usar la capa transparente, al menos aplícate una base. Luego de que tus uñas estén bellas y limpias, pon una delgada capa de base en cada una. Esto ayuda a darle al esmalte algo a qué fijarse, lo cual hace que dure más tiempo sin descascararse.

 

Pon esmalte de manera adecuada

 

Cuando apliques el esmalte, no te pongas a pintarlo sin cuidado. En lugar de ello, tómate tu tiempo y ten una perspectiva más sistemática para maximizar los beneficios de tu manicura. Pon el esmalte en tres tiras delgadas, una en cada lado de la uña y una en el centro. Después pasa el pincel suavemente por el borde libre de la uña (la parte que recortas o limas). Luego de que la primera capa de esmalte esté seca, espera unos 15 minutos, pinta otra capa de la misma manera. Deja que se seque por media hora. Aunque puede parecer que está seca, espera tanto como puedas antes de usar tus manos para que el esmalte se fije.

 

Aléjate del calor

 

El calor puede ser el peor enemigo de tus uñas pintadas, así que evítalo por 12 horas si es posible. Esto es todo lo que se demora el esmalte para secarse realmente. Cuando expones tus uñas recién pintadas al calor antes de que el color se haya fijado, interrumpirás el proceso de curación, lo que puede hacer que el esmalte se desgaste rápidamente. Así que aléjate del agua caliente, las tinajas calientes, salas de vapor e incluso soplar sobre tus uñas, ya que tu aliento está tibio.

 

Ponte aceite a diario

 

Justo como tu pelo y piel necesitan humectación, también la necesitan tus uñas. Cuando están bien hidratadas, es menos probable que se agrieten y pelen, lo que puede generar que el esmalte se descascare. Así que recarga diariamente a tus uñas con unas gotas de vitamina E, aceite de jojoba o para cutículas. Frota el aceite sobre las uñas y cutículas para mantenerlas humectadas y prevenir que la pintura se agriete.

 

Prácticas del buen cuidado de uñas

 

Debes tratar tus uñas con algo de cuidado tras tu manicura para proteger el esmalte de un descascaramiento y desgaste prematuros. Siempre cubre tus uñas con guantes si estás limpiando, lavando platos o haciendo trabajo en el jardín. Resiste la urgencia de masticarlas o juguetear con ellas, lo que puede agrietar la pintura. Haz tu mejor esfuerzo para mantener tus uñas fuera del agua por un periodo largo de tiempo. Esto incluye la ducha o la bañera. Haz que tus baños o duchas sean menores de 15 minutos.

logo compartir logo compartir
NOTICIAS RELACIONADAS
imagen test eva
imagen test eva